Me gusta

viernes, 23 de septiembre de 2016

Camino limpio para la "complementariedad" británica



Por los altos costos, el Gobierno declarará fracasada la licitación de la campaña antártica
Desestimará las ofertas porque superan el tope de US$ 20 millones; la única propuesta que se ajusta al presupuesto no cumple las exigencias técnicas
LA NACION
Viernes 23 de septiembre de 2016
Decidido a no gastar más de US$ 20 millones en el alquiler de un buque que sustituya al rompehielos Irizar, en los próximos días el Gobierno declarará "fracasada" la licitación destinada a contratar un buque extranjero para la próxima campaña antártica.
El objetivo de bajar costos -el último alquiler pactado por la gestión kirchnerista había ascendido a US$ 25 millones- le complicó al Gobierno los planes para el aprovisionamiento de las bases de la Antártida en el próximo verano. Sin embargo, en el Ministerio de Defensa garantizaron a LA NACION que la campaña no corre riesgos, dado que ya están lanzados un Plan B -firmar un contrato con un Estado extranjero- e incluso un Plan C -hacerlo con medios propios, aunque con restricciones-, que permitirá llevar los combustibles y víveres que necesitan los 250 militares y científicos que pasan todo el año en las seis bases permanentes.
El Gobierno quiere bajar los costos de la campaña. Foto: Archivo
"La campaña no está en riesgo. Estamos evaluando las alternativas y todo se definirá en breve", adelantó a LA NACION una fuente cercana al ministro Julio Martínez.
Más notas para entender este tema

La organización de la campaña antártica está a cargo del secretario de Logística del Ministerio de Defensa, el radical Walter Ceballos, quien en los últimos días advirtió inconsistencias en los gastos de alimentos contratados por el gobierno anterior para la campaña 2015/16. Un estudio comparativo de los alimentos adquiridos al Mercado Central muestra que mientras la gestión kirchnerista gastó $ 76,1 millones en los principales rubros de alimentos en 2015, el gobierno actual previó $ 41,1 millones, con lo que la próxima campaña antártica generará un ahorro de $ 35 millones (ver aparte).
"En los últimos ocho años, los sucesivos alquileres de buques polares y rompehielos para sustituir al Irizar costaron más de US$ 147 millones, con una curva promedio que fue creciendo año tras año", explicó Ceballos, al ser consultado por LA NACION.
Siete de las últimas ocho licitaciones fueron adjudicadas por el kirchnerismo al buque polar ruso Vasily Golovnin -la mayoría de las veces como único oferente en las licitaciones-, por precios que variaron de US$ 16 millones en 2008 a US$ 25 millones en 2015. El único año que no fue contratado el barco ruso, la licitación fue ganada por la empresa Transport & Services SA, en 2012, que realizó la campaña con el buque holandés Timca, que dejó sin entregar el 30% de la carga.
Para la próxima campaña, el Gobierno puso un límite de US$ 20 millones para el alquiler de un buque polar, con dos helicópteros, y un rompehielos, necesario para llegar a las bases más australes, como la Belgrano II, que recibe aprovisionamiento cada dos años.
Fuentes del Ministerio de Defensa anticiparon a LA NACION que ninguna de las cuatro empresas que se presentaron a la última licitación cumplió con las condiciones mínimas requeridas. De entrada fueron rechazadas las empresas Témpanos Argentinos, que ofertó US$ 38 millones y se excedió largamente, y Assine SA, que hizo un planteo administrativo sin identificar costos ni condiciones técnicas.
Trade Baires International, que ofreció el buque Vasily Golovnin, propuso US$ 25,6 millones (también por encima del precio límite) y Meihuizen International ofertó US$ 10 millones, con el buque sudafricano Agulhas y el rompehielos Botnica, de Estonia, pero sería descartada por no cumplir exigencias técnicas, como la capacidad de los helicópteros para transportar cargas.
Con este panorama, en virtud de los informes que presentarán las comisiones técnica y evaluadora, el Ministerio de Defensa está a punto de declarar "fracasada" la licitación. No corresponde declararla desierta, ya que esta calificación sólo se aplica cuando no hay oferentes.
Planes alternativos
El Plan B que se analiza en el Ministerio de Defensa comprende gestiones con la Federación Rusa, mediante un contrato de Estado a Estado, con el techo del presupuesto oficial de US$ 20 millones. De este tema habló Martínez con el ministro de Transporte ruso, Maxim Sokolov, en su reciente visita a ese país. Incluso no se descarta que se concrete el alquiler de un barco con opción de compra. Fuentes castrenses recordaron a LA NACION que luego del incendio del Irizar le ofrecieron en dos oportunidades al gobierno de Cristina Kirchner venderle el Vasily Golovnin por US$ 10 millones, pero no aceptó. Luego, el mismo barco fue alquilado sucesivamente para las distintas campañas, abonando finalmente en total un precio superior a los US$ 100 millones.
La opción de Estado a Estado también podría avanzar con Sudáfrica y con Estonia, para lograr mejores condiciones que los barcos ofrecidos por las empresas privadas de esos países.
La última alternativa sería el Plan C: una campaña antártica con medios propios (buques de cargas con limitaciones para ingresar en zonas de hielo) y algunas restricciones en las provisiones. Habitualmente se envía más de 5200 toneladas de carga y se transportan unas 1500 personas durante el verano. En este caso se mandarían alimentos, equipos y combustibles necesarios para garantizar el aprovisionamiento y los proyectos militares y científicos de las seis bases permanentes.
"Sería una emergencia, pero no tan grave como la que enfrentamos el 10 de diciembre pasado, el mismo día que asumió el Gobierno, cuando la gestión anterior había contratado todo para la campaña y no había pagado un peso. Tuvimos que hacer malabares, en medio de las restricciones del cepo, para garantizar el pago a las empresas contratadas y realizar la campaña", recordó a LA NACION un colaborador del ministro Martínez.
Ahorros en la Antártida
La Casa Rosada estableció límites para la próxima campaña
US$ 20 millones
Es el tope fijado por el Gobierno en los pliegos de la licitación de la campaña antártica. Las ofertas sólo pueden superar dicho monto en un 20 por ciento
US$ 10 millones
Meihuizen ofertó un precio bajo para el buque polar Agulhas y el rompehielos Botnica, pero no cumple los requerimientos mínimos
US$ 25,6 millones
Es el importe propuesto por Trade Baires International para contratar al buque ruso Vasily Golovnin, que realizó la campaña antártica en siete de las últimas ocho misiones
$ 35 millones
Es el ahorro en la compra de alimentos en el Mercado Central. Se gastarán $ 41,1 millones, frente a los $ 76,1 millones de la campaña anterior


Complementariedad

Por Javier Cornejo
Artículo publicado en el diario El Tribuno el 02.11.2012

Iniciamos el 2012, en el que se cumplen 30 años de la cruenta Guerra de Malvinas, herida abierta que parece encaminarse a un resultado, profundizando la misma.
La ficción del entramado discursivo que el gobierno del Imperio Británico pone en escena, al que le hacen eco los funcionarios argentinos, en la intención de presentar al mundo unas aparentes e irreconciliables posiciones antagónicas, tiene por solo objeto el desvío de atención del único paso válido que debe realizar el gobierno argentino, si es que existe una intención cierta de reclamo soberano sobre nuestras islas Malvinas, esto es: la denuncia de los tratado de Madrid, del 15 de febrero, y de Londres, del 11 de diciembre de 1990.
Tal como lo realizó el general Perón con el convenio Miranda - Eddy, de 1946, por el que nos obligábamos a la exportación de carne a Gran Bretaña. En 1947, al declarar Inglaterra la inconvertibilidad de la libra esterlina, el General denunció el tratado, lo dejó sin efecto y suspendió el envío de carnes. (Galán Beatriz: Derecho Agrario. Ed. Abeledo Perrot. Bs.As. 1967. Pág. 105)
Apoyos internacionales
El novedoso apoyo chino, cuya flota depreda de hace años nuestro litoral marítimo, y ahora sus “empresas” (petróleo, minería, soja, supermercadismo etc.) se aprestan a la depredación continental (El Tribuno Argentina China I - II- III marzo 2011), resulta un ingrediente más, demostrando que la disputa de nuestro sur continental, insular y antártico, se debate entre las verdaderas grandes potencias mundiales con total independencia de la voluntad argentina. No contamos. Irak, Egipto, Libia, Siria (ahora Irán), bien pueden servirnos de ejemplo.
Todo es una cháchara encaminada a colmar nuestra posibilidad soberana con “sentarse a una mesa de negociaciones”, presentando tal cuestión como el gran triunfo de la retórica diplomática argentina y coerción de la unión latinoamericana, que doblega a la potencia insular.
Pero, ¡si eso mismo es lo que pretende el Imperio!, ¡maestros en el arte de la negociación desde la noche de los tiempos!
El Foreing Office ya lo tiene previsto, dejando fuera toda discusión de “soberanía”, la que quedará bajo el denominado “ paragua de intocabilidad” encaminado a lograr la declaración de Estado Ribereño de la nueva inmensa provincia de Tierra del Fuego, Antártida e Islas del Atlántico Sur.
Previamente tendremos un sinnúmero de escaramuzas, prohibición de abastecimientos a los buques con bandera de las islas, comunicados que van y vienen, submarinos nucleares que refuerzan el poderío bélico inglés, declaraciones de los isleños, visitas reales, etc.
El concreto resultado será un nuevo tratado que posiblemente se titule: “Acuerdo anglo-argentino de cooperación mutua para el desarrollo austral”. Iniciado con una teórica zona de protección ambiental alrededor de las islas Georgias, para el aplauso ecologista.
A ello se sumará el apoyo continental para las empresas británicas, argentinas o de capitales mixtos de cualquier país, las que, en una complementariedad, culminarán el proceso iniciado en el gobierno de Néstor Kirchner, con Enrique Eskenazi -en la parte operativa petrolera-, y los asesores de Barclays -en la faz financiera de la deuda externa-, tema que será decisorio en la instrumentación del futuro reordenamiento geopolítico del sur patagónico, que posiblemente adquiera una inédita división geográfica que quizá ya no asombre a los anestesiados habitantes de este suelo.
 

Primero 3000 Sirios despues un Argentino



Macri pide a Salta y otras provincias que alojen a 3000 refugiados sirios
Política 22/09/2016
El Gobierno nacional buscará el respaldo político de Salta y otras provincias del NOA para sustentar el plan destinado a darles refugio en la Argentina a 3000 sirios. Solicitó les den vivienda y trabajo.
El Gobierno nacional buscará el respaldo político de Salta y otras provincias del NOA para sustentar el plan destinado a darles refugio en la Argentina a 3000 sirios. La intención es que los gobernadores coordinen con la Casa Rosada no sólo el apoyo logístico, sino también programas de empleo y de vivienda para los que lleguen.

Este jueves Macri llevó a los hechos su discurso de hace dos días en la Cumbre de Líderes sobre Refugiados en la ONU. Hoy decretó la creación de un gabinete especial de ministros para coordinar la llegada de 3000 refugiados sirios.

La decisión se dio a conocer a través del decreto 1034/2016, publicado este jueves en el Boletín Oficial.

"El Gabinete Nacional del Programa Siria tendrá como finalidad establecer las directrices generales para la recepción humanitaria de personas desplazadas forzosamente como consecuencia del conflicto en la República Árabe Siria", reza la medida en su primer artículo, que no establece plazos para la concreción del plan.

Dicho órgano lo presidirá el jefe de Gabinete, Marcos Peña, y contará con la participación de las carteras de Interior, Exterior, Desarrollo Social, Educación, Trabajo, Salud, Justicia, Seguridad, Cultura y la Agencia Federal de Inteligencia (AFI).

Macri ya había ordenado a la Jefatura de Gabinete, al Ministerio del Interior y a la Cancillería avanzar en un acuerdo con los gobernadores para reforzar el plan de recibir a refugiados sirios.
Para eso, se prevé modificar el decreto 3915/2014, del gobierno de Cristina Kirchner, que creó el Plan Siria, lo que permitirá incluir a los gobernadores en el programa. Esto forma parte de las "responsabilidades compartidas" señaladas por Macri.

Para poner en marcha el apoyo de los mandatarios provinciales al Plan Siria en la Casa Rosada habilitarán en el decreto 3915/2014 no sólo a las "familias llamantes" para traer sirios al país, sino también a los gobernadores. Así, en ese decreto ahora se planteará la posibilidad de que se incluya el apoyo de los gobernadores.

El Gobierno habilitará una ronda de diálogo con los gobernadores de Santiago del Estero, Catamarca, La Rioja, Salta, San Luis, Buenos Aires y Tucumán, entre otros. Es que en esos distritos es donde está concentrada la mayor parte de las comunidades sirias en la Argentina.

La idea de Macri es que en la primera etapa de este plan de refugiados se traiga a 300 sirios de los 3000 con los que se comprometió el Presidente ante las Naciones Unidas. La decisión del Gobierno de sumar a las provincias para apoyar el Plan Siria tiene que ver con la preocupación que plantearon las asociaciones islámicas y fundaciones de colectividades sirias en la Argentina en referencia a problemas sobre la capacidad operativa real para hacer frente a posibles dificultades de vivienda y empleo de los 3000 refugiados sirios.

En este sentido, Adalberto Assad, presidente de la Confederación de Entidades Argentino Árabe de la Argentina, expresó que "la implementación del programa Siria debe ser el resultado de una conjunción de acciones y políticas gubernamentales que aseguren distintos aspectos, como ser la seguridad pública y fronteriza, seguridad social, vivienda, salud, trabajo y educación, ya que éstos de ningún modo pueden ser satisfechos por las entidades y organizaciones comunitarias residentes en el país".

Este mensaje se lo llevaron las asociaciones árabes e islámicas en el país al Gobierno. Por caso, Assad destacó: "Nuestras organizaciones representativas tan sólo pueden aportar alguna contención básica, mas no estamos en condiciones de asumir acciones ni responsabilidades, que son propias de las políticas estatales".

Esa misma preocupación por eventuales problemas laborales y de vivienda para los refugiados que manifestaron al Gobierno los referentes de la colectividad siria en la Argentina fue planteada por Amnistía Internacional ante la Cancillería.

En su reciente intervención ante la 71a asamblea general de las Naciones Unidas, Macri dijo que la Argentina va a "ampliar la recepción de los refugiados de Siria o de sus países vecinos, privilegiando a grupos familiares con niños".

Al país no llegarían los refugiados que ya fueron a Europa y quieran reubicarse. Además, el Gobierno puso como condición que sean familias que puedan autosustentarse para no incurrir en mayores gastos.

"Podremos ir incrementando gradualmente nuestra capacidad de recepción, en la medida en que el acompañamiento financiero, la asistencia técnica y el apoyo logístico internacional nos lo permita", reclamó Macri ante el plenario.

Advertencia sobre comentarios

Advertencia sobre comentarios
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...