Me gusta

viernes, 18 de agosto de 2017

Sin rastro humano



¿La inteligencia artificial borrará las líneas entre la realidad física y la virtual?
A medida que las tecnologías como la Inteligencia Artificial (AI), la realidad aumentada y la realidad virtual (AR / VR), los grandes datos, 5G, y el Internet de las cosas (IoT) avanzan en la próxima generación, se reforzarán y se estimularán. Un escenario plausible es un mundo físico tan potenciado por contenidos digitales personalizados, dirigidos por IA (experimentados con lo que hoy llamamos realidad aumentada) que hará que la misma noción de realidad sea cuestionada.
La inmersión puede cambiar la manera en que interactuamos con el contenido de maneras fundamentales. Por ejemplo, un entorno de total inmersión con AR del futuro, conseguido con un audífono de amplio campo de visión y lleno de contenido en directo integrado con el entorno construido, sería concebido por su diseño para crear en el usuario una ilusión de que todo lo que se percibió era "real". La evolución hacia este tipo de ambiente plantea una serie de preguntas éticas, específicamente con atención a la IA que subyace en una ilusión tan inteligente e irresistible
Al ver una película, el espectador está físicamente separado de la ilusión. La pantalla está enmarcada, claramente es distinta del espectador. El marco es una parte de formas de arte tradicionales; desde el libro a la pintura hasta el rascacielos, cada uno está explícitamente separado de la audiencia. Está delimitado y físicamente definido.
Pero con las gafas digitales, las cosas cambian. Las gafas digitales mueven la distancia de la mediación digital de la pantalla (aproximadamente 20 pies) a la cara humana, que está a distancia cero, y casi elimina el marco. Comienza a plantear preguntas inevitables sobre lo que constituye la "realidad" cuando gran parte de la entrada sensorial se superpone al mundo físico por la IA. En esa etapa de la evolución de la tecnología, uno podría simplemente optar por retirar la gafas. Aunque casi indistinguible del mundo físico, ese mundo cercano al futuro todavía se aferraría precariamente al rostro humano.
El siguiente paso sería mover la fuente de la ilusión digital dentro del cuerpo humano – una distancia de menos de cero – a través de lentes de contacto, implantes y, en última instancia, la comunicación directa. En ese punto, el marco ha desaparecido hace tiempo. La fuente digital capta los sentidos, y se hace muy difícil argumentar que el contenido digital no es tan "real" como un edificio en la esquina, lo que, francamente, podría ser una ilusión en un ambiente así. Los entusiastas probablemente argumentarán que nuestra percepción ya es una ilusión electroquímica, y los implantes simplemente mejoran nuestro yo natural. Esta es la etapa de la tecnología que planteará cuestiones prácticas que nunca hemos tenido que abordar antes.


Jim Yong Kim: "La inteligencia artificial va a eliminar entre 50% y 65% de todos los trabajos existentes"
En una charla en Buenos Aires, el presidente del Banco Mundial aseguró que los cambios tecnológicos también traerán nuevas oportunidades de empleo
Viernes 18 de agosto de 2017
Foto: Archivo
"La inteligencia artificial va a eliminar entre 50% y 65% de todos los trabajos existentes en los países en vías de desarrollo, incluyendo la Argentina", afirmó el presidente del Banco Mundial, Jim Yong Kim, durante su participación en el panel Invirtiendo en los empleos del futuro, realizado en la sede del Ministerio de Ciencia y Tecnología.
A pesar de este diagnóstico, el directivo se mostró esperanzado. "Esta dinámica vibrante va a generar nuevos trabajos porque nuestra tarea no es tratar de preservar los empleos antiguos, sino crear nuevos que van a necesitar nuevas capacidades. Entonces, vivimos un período de grandes preocupaciones, pero también de grandes oportunidades", sostuvo.
Kim confió en que estas nuevas oportunidades "van a estar disponibles" y aseguró que "la carrera para ser competitivos en el futuro va a estar muy relacionada con la innovación". Durante su presentación, exhortó también a los gobiernos a promover políticas que impulsen la aparición de nuevos ecosistemas de emprendedores.
"Silicon Valley es un gran ejemplo de la creación de un ecosistema empresarial que ha permitido y permite mayor actividad inversora", señaló. En este marco, aseguró que la entidad que dirige está ayudando actualmente a "construir un ecosistema de innovación y tecnología para crear empleos en la Argentina."
Asimismo, Kim pidió que los esfuerzos se vuelquen al desarrollo de una educación de mayor calidad, capaz de fomentar el pensamiento crítico y la solución de problemas. "Los países deben preparar a su población para el futuro del trabajo, aquellos que no estén listos quedarán excluidos."
El directivo, que durante su alocución conversó con un grupo de emprendedores locales, también se refirió al tema de la diversidad. "Hay que actuar para eliminar el sesgo", aseguró en relación a los problemas que enfrentan las mujeres en diversos campos de la sociedad y admitió que el Banco Mundial tiene la meta de tener un 50% de cupo femenino.




El futuro ya está aquí: la industria de los robots sexuales sube a un nuevo nivel
Ago 17, 2017
Por Sputnik
En los últimos diez años, la industria de los robots sexuales dejó de ser algo 'para unos pocos'. En Europa se inauguró el primer burdel de muñecas sexuales, mientras que las empresas asiáticas que fabrican 'robots de consuelo' ganan hasta 200.000 dólares al mes.
En una entrevista con el portal Quartz, la cofundadora de la empresa especializada Responsible Robotics, Aimee van Wynsberghe, que también es profesora de ética, habló sobre las tendencias y perspectivas de la robótica sexual.
Según Wynsberghe, las empresas que diseñan las muñecas sexuales más avanzadas ya son capaces de adaptarse a las preferencias de los clientes. Así, ahora es posible crear una muñeca 'personalizada', con la forma de las orejas, el color del vello púbico o el tamaño de senos 'a la carta'. No obstante, todavía no cuentan con inteligencia artificial, así que el usuario tiene que usar la fantasía para imaginar que hace el amor con una persona de carne y hueso.
Por otra parte, las muñecas experimentales, diseñadas por los laboratorios de estas empresas, ya son capaces de fingir un orgasmo, hablar con el usuario o mover la cabeza. En cuanto a los penes artificiales para los muñecos masculinos, pueden entrar en erección de manera automática.
La experta opina que estamos ante un nuevo nivel de la industria de las muñecas sexuales. Ahora, estas ya son capaces de manifestar interés físico. De acuerdo con Wynsberghe, la empresa Abyss Creations, que trabaja actualmente en la creación de la muñeca denominada Harmony, contribuyó a la evolución de la industria. Los ingenieros de la empresa Hanson Robotics, que fabrica cabezas robóticas, trabajan para diseñar la inteligencia artificial de esta muñeca. Asimismo, una aplicación móvil va a recopilar y analizar información acerca de las preferencias sexuales del usuario para perfeccionar el comportamiento de la muñeca. Por ejemplo, si te aumenta el ritmo cardíaco cuando oyes algo sobre sadomasoquismo, el robot lo tendrá en cuenta.
Wynsberghe opina que, pese a que existe cierta desconfianza en la sociedad, las muñecas sexuales se convertirán en algo normal en el futuro, como los juguetes sexuales actualmente. Además, indicó que los robots son capaces de ayudar a las personas que tienen traumas psicológicos y no pueden tener sexo con personas reales, o que sufren de problemas de erección o de eyaculación precoz. 
Asimismo, permitirán llevar una vida normal a las personas que tienen defectos físicos o incluso discapacidades. Según Wynsberghe, también podrían ayudar a solucionar problemas como la prostitución, la esclavitud sexual y la pedofilia. No obstante, varios expertos destacan que lo más importante para un violador es la sensación de control sobre la otra persona, y no el propio acto sexual.
Actualmente, solo existe un robot sexual capaz de rechazar al usuario. No obstante, la científica subrayó que todavía es prematuro hablar de estos usos para las muñecas sexuales. 
En junio de 2017, un británico encargó una muñeca sexual japonesa con apariencia infantil, pero fue interceptada por los guardias fronterizos. Mientras tanto, en Canadá, un pedófilo fue arrestado tras pedir una muñeca de este tipo, ya que los agentes de seguridad también encontraron pornografía infantil en su casa. Actualmente, está siendo acusado de posesión de materiales prohibidos, mientras que los investigadores tratan de determinar si se trata de una muñeca con apariencia infantil o la reproducción de una "mujer menuda".
Sin embargo, el desarrollo de la industria de los robots sexuales nos puede despojar de lo que nos hace humanos, asevera la experta.
"Imagina a alguien que está sentado frente a ti y está llorando. Vas a sentarte junto a él para apoyarlo. Pero [debido a los robots sexuales y el desarrollo tecnológico], podríamos perder esta capacidad, y si nos enfrentamos a una situación así, ya no podremos reaccionar de manera adecuada", indicó.
Otro problema es la privacidad. Según Wynsberghe, las empresas fabricantes de robots todavía no establecieron reglas sobre el uso de datos privados del cliente. No obstante, en los próximos 5 o 10 años, estas compañías revolucionarán la industria sexual. Y este es ya un cambio irreversible, concluyó.


No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Advertencia sobre comentarios

Advertencia sobre comentarios
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...